Google+

google tag manager

Pinterest

Antes y después de nuestra terraza: Cómo embaldosar un suelo exterior

¡Qué ganas teníamos de enseñaros nuestra nueva terraza! Desde que empezamos con ella, allá por el mes de marzo, hemos hecho en ella muchas cosas... ¡Y es que falta le hacía! Es la terraza de la casa del pueblo de mis padres, una terraza en la que toda la familia hacemos vida la mayor parte del verano y los días en los que el sol viene a visitarnos ;)

La casa en la que está la terraza forma parte de una urbanización con piscina, por eso desde el 15 de junio cuando se inaugura la temporada de baño, hasta el inicio de las clases en septiembre, desayunamos, comemos, merendamos y cenamos en ella casi todos los días. ¡Desde ella casi, casi podríamos tirarnos de cabeza! jajaja! Y es, sin duda,  nuestro lugar favorito para disfrutar juntos de todas las comidas del día.


Por eso mismo, era necesario renovarla... ¡Cómo estaba el suelo de picado! Heladas, tormentas, lluvia, humedad, etc. Esta terraza ha sufrido durante casi 30 primaveras las inclemencias del tiempo atmosférico del norte ¡Y ya sabéis que aquí el invierno es muy largo! 


Cómo embaldosar un suelo exterior


¿Por dónde empezamos? Sabíamos que queríamos hacerlo nosotros mismos, pero también sabíamos que necesitábamos asesoramiento profesional. Por eso nos fuimos a Leroy Merlin, donde nos asesoraron acerca de todas las ventajas y desventajas de todas las opciones:
  1. Opción super profesional: Levantar la cerámica vieja, cambiar la tela asfáltica para sanearla y alicatar la terraza renovando todo. Ventajas: Garantía a largo plazo. Desventajas: Mucho más trabajo, pedir permiso de obra para los escombros, etc.
  2. Opción Diy: Pegar la baldosa  aplicando a posteriori Sikaguard, un  tratamiento para cerrar el poro de la nueva  baldosa así como del rejunteo, para ganar así en  impermeabilización. Ventajas: Trabajo más rápido, no hace falta pedir permiso de obra, se necesitan menos herramientas, etc. Desventajas: Los materiales no han sido renovados, y a medio plazo podrían surgir filtraciones, de ahí la importancia de aplicar Sikaguard.
Nos decidimos por la segunda opción, y de nuevo con la ayuda de los grandes profesionales de Leroy Merlin Artea, nos pusimos manos a la obra ¡Muchas gracias por toda vuestra ayuda! Sin vosotros no habría sido posible ;)

Paso 1: Materiales listos

Antes de empezar, es imprescindible tener todos los materiales, y estar seguros de que son los adecuados...  ¡Pedir ayuda! ¡Es una locura llegar a casa y darte cuenta de que te has olvidado de algo, o que no vale para el trabajo que vas a empezar! ¡Seamos prácticos!
  • Bolsa 5 kg de rejunteo color terracota
  • 3 sacos de 25 kg de cemento cola 
  • Paleta, llana, esponja de limpieza y peine
  • Cortador de cerámica
  • Mezclador de cemento
  • Bolsa de crucetas de 2mm
  • Capazo de plástico de 40l.
  • Amoladora
  • Cerámica antideslizante especial para exterior + rodapié a juego
  • Metro y lápiz
  • Seguridad: Guantes y gafas
  • Bote impermeabilizante Sika

Paso 2: Retirar el rodapié

No vamos a picar el suelo y retirar la vieja cerámica, pero sanear el rodapié nos ayudará a rematar mejor la nueva cerámica, y a comprobar el estado de la tela asfáltica... Parece que tenemos suerte, tiene muy buena pinta ;) Retiramos los pocos escombros generados que llevamos al Garbigune y seguimos trabajando.

Paso 3: Presentar la cerámica

Antes de empezar a cortar azulejos, o mezclar el cemento cola es necesario presentar la cerámica, y dibujar con lápiz por dónde deberá ser cortada. Para ello nos ayudaremos de las crucetas, que deben ser colocadas entre las esquinas de los azulejos.

Paso 4: Preparar el cemento cola

Ha llegado el momento de preparar el cemento.  Sabéis que es un material que nos encanta con el que ya hemos hecho pequeños diy como los floreros de cemento, el joyero rama, etc. pero nunca habíamos tenido que preparar grandes cantidades. Por eso en este caso, disponer de un mezclador nos facilitó mucho el trabajo.

Paso 5: embaldosar el suelo

La técnica es bastante sencilla, pero como todo, hay que intentarlo, probar y seguir adelante: 
  1. Echamos el cemento cola en el suelo y con la ayuda de la llana lo extendemos dejando un capa de de alrededor medio centímetro de grosor.
  2. Usando la parte dentada de la llana, peinamos el suelo. Nos quedarán unos surcos o caminos.
  3. Pegamos el azulejo comprobando el nivel
  4. Hacemos presión para asegurarnos de que ha pegado bien, y continuamos el proceso
  5. Al acabar de alicatar el suelo, colocamos el rodapié

Paso 6: Cortar los azulejos

Usar el cortador de azulejos es muy sencillo... Tiene una cuchilla que se pasa por dónde se quiera hacer el corte, y haciendo fuerza con la palanca, el azulejo parte. ¡Engancha! jajaja! Para cortes más exactos usamos la amoladora. Ya sabéis, seguridad, guantes y gafas para evitar problemas.

Paso 7: Aplicar rejunteo

Una vez los azulejos hayan secado, hay que aplicar el rejunteo, que se deja secar y se limpia con la esponja. Nosotros usamos un color terracota que nos parece que la va bien al azulejo, y lo hicmos a la vez que acabar de instalar el rodapié... ¡Una de las ventajas de hacerlo en familia! ¡Mucha mano de obra! jajaja! 

Paso 7: Limpiar los azulejos

Tanto antes como después del paso 6, limpiamos bien los azulejos ayudándonos de una rasqueta y/o espátula. Cuanto más cuidado tengáis con la limpieza, menos costará limpiarlo todo bien, para aplicar el Sikaguard.

Paso 8: Rematar el trabajo

Esta terraza ya va teniendo otra pinta no? No podemos darla por acabada hasta que rematemos la fachada, sobretodo en las zonas en las que el cemento cola se hace más evidente, como en la zona del rodapié. Una mano de pintura del mismo color (cuyo RAL mi padre tenía bien apuntado ¡Qué apañado eres aita!) y ¡listo!

Otro día os enseñaremos como renovamos la barandilla, justo en este paso... Vimos que estaba muy oxidada, y no podíamos dejarla así... ¡Ahora si que tenemos todos los remates acabados!

Paso 9: Aplicar el impermeabilizante

Este tratamiento  es  recomendable aplicarlo cada dos o tres años para evitar filtraciones y es tan sencillo como pintar, ya que se aplica con rodillo, y con brocha para las zonas a las que el rodillo no puede acceder. Se aplica una capa, y entre 12 y 18 horas se aplica una segunda capa. ¡Ya lo tenemos!
¡Impresionante el brillo de los azulejos gracias a este impermeabilizante! 2x1: Evita filtraciones y le da un acabado espectacular ;)


Paso 10: Decorar la nueva terraza

En este último paso estamos, buscando ideas para decorar nuestra nueva terraza... tenemos claro que queremos añadir una zona de huerta, para colocar semilleros, y plantitas varias, y por supuesto, una gran mesa para todos ¿Qué os parece añadir una barbacoa portátil de carbón? ¿Y una guirnalda? ¡Bienvenidas todas vuestras ideas!


Queremos aprovechar todo lo que podamos de la terraza anterior, pero estamos deseando escaparnos a Leroy Merlin para traer color y vida a esta nueva terraza ¿Qué nos recomendáis? Esperamos poder enseñaros pronto el resultado final ;)
Y vosotros ¿Os atreveríais a embaldosar un suelo exterior? 

¡Sed felices!

¡Os esperamos en nuestras redes sociales!